Se estreno Windows 11 y con fallas.

Esta semana por fin se puso a disposición de los usuarios la actualización del nuevo sistema operativo de Microsoft, Windows 11. Y como era de esperarse llego con su dosis de errores.
El nuevo sistema operativo viene cargado con sus dosis de polémicas; primero al sugerir que no era compatible con computadoras anteriores al 2017, por la tecnología TPM, a lo que Microsoft inmediatamente se retractó. Pero con este antecedente muchas personas están pensando seriamente no actualizar por ahora.

Es bien sabido que muchos programas en sus primeras versiones no están del todo preparados para entornos de uso cotidiano, estos bugs los espera el fabricante y los va reparando con actualizaciones. Uno de eso sonados bugs es que apareció en los equipos dotados con un procesador AMD. De acuerdo con la marca creadora de hardware, existe una serie de problemas de compatibilidad de Windows 11 con algunos procesadores Ryzen.

Según el portal oficial de AMD, al instalar Windows 11 se puede presentar bajas en rendimiento en varios programas, sobre todo en videojuegos. La baja del rendimiento puede llegar hasta el 20 % al ejecutor de juegos como Fornite y otros usados en los e-Sports. Ambas empresas, Microsoft y AMD, ha dicho que en menos de un mes se lanzaran parches para evitar más fallas. No obstante, muchos especialistas en computación siguieren que no se instale el Windows 11 por el momento.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

¡EN VIVO! Click para ver.
TWITCH OFFLINE
LATEST NEWS
A %d blogueros les gusta esto: