Blacksad, La joya de cómic noir que debes leer…

Por Markoz Sáenz

El término Noir, tanto en literatura como en el cine, define a historias de drama y crimen, protagonizadas por un héroe por lo regular masculino, que, a pesar de ser el tipo bueno de la historia, pasa por situaciones dramáticas que lo dejan mal parado. Por lo regular estas circunstancias involucran crimen, misterio, mujeres fatales y voluptuosas y llevan a nuestro protagonista al borde de sus límites fiscos y psicológicos. Todos estos elementos se encuentran mezclados con uno de los más impecables trabajos de ilustración de los últimos años y dan vida a Blacksad, una joya del cómic europeo que debes leer.

Blacksad

Blacksad es un cómic publicado en Francia a finales del año 2000 por la editorial Dargaud y posteriormente en España por la Editorial Norma, en 2001. La historia nos lleva a los Estados Unidos de la década de los 50 del siglo pasado, trasladando todo el contexto histórico de la época. Así podremos ver referencias a la guerra fría, la persecución a los comunistas y el Ku Klux Klan, la vida en la carretera y más viñetas de la cultura de la posguerra. La trama gira entornó de John Blacksad, un detective privado, buen mozo y de actitud heroica, pero que siempre está en el momento equivocado a la hora errónea, lo que desata la trama de las historias crudas, realistas y violentas, muy al estilo del cine y la novela negra. Todos los arquetipos del cine negro están en el cómic, las féminas fatales, de figuras curvilíneas, ojos grandes y labios carnosos; las tramas policiacas y de detectives, la figura de John Blacksad que recuerda a Humphrey Bogard en películas de los años 50 o Philip Marlowe, el personaje de las novelas negras de Raymond Chadler, el típico hard boiled o tipo duro del estilo Noir.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Todo este contenido y ambientación parecería no coincidir con el estilo del cómic, el de un mundo de animales antropomórficos. Pero antes de explicar porque los autores usan esta forma de diseño de personajes hablemos de ellos: en el guion tenemos al madrileño Juan Díaz Canales. Desde temprana edad se sintió fascinado con la idea de escribir historietas; ávido cinéfilo, decide, al salir de la universidad, fundar un estudio artístico, Tridente Animación. Su trabajo lo llevo a colaborar en varias series de animación e historietas como guionista, uno de esos encargos lo llevo a colaborar con Disney Animation, ahí conoció al artista Juan Guarnido. Guarnido se graduó de la Facultad de las Bellas Artes de la Universidad de Granada, al terminar sus estudios se adentra en el mundo del cómic, colaborando con varias filiales de Norma Cómics, con Marvel España, entre otras. En 1993 ingresa a laborar a la filial francesa de Disney Animation, donde realiza animaciones en películas como “El jorobado de Notre Dame”, “Tarzan” y otras. He ahí porque el arte de Blacksad nos recuerda un poco a Disney, pero no se deje engañar, la apariencia es solo superficial.

Los autores deciden darle un aspecto de animales antropomórficos y un estilo Disney a su arte y letras como una crítica a la sociedad estadounidense, recordemos que la época de oro de la casa del ratón se da en la década de los 50’s. De hecho, todo el cómic es una crítica a la base del american way of life, que es la vida de abundancia de la posguerra. Y no porque sean animales estamos en una versión de Zootopia o algo por el estilo. El cómic es para público adulto, es oscuro, Noir, violento, crítico y mordaz; la caracterización de animales también ayuda a identificar papeles y arquetipos en los personajes, así pues, los policías son caninos, los boxeadores o guaruras son gorilas o rinocerontes y los asesinos reptiles. John Blacksad es un gato negro y como los gatos tienden a tener tanta buena suerte como mala y siempre están alertas y a veces donde no los llaman.

El guion de Díaz Canales es impecable, no solo porque sabe insertar las situaciones en la época, sino porque con simpleza magistral toma todos los arquetipos y clichés del Noir para llevarlos al mundo del cómic de manera fluida. Y el arte de Guarrido es soberbio, ilustrado en acuarelas está lleno de dinamismo, el cambio de viñetas es altamente dinámico y claro, pero sin perder de detalle en los personajes y su entorno, no hay puntos vacíos, todo está plagado de mínimos aspectos que hacen cada viñeta sea una obra de arte en sí misma.

Y son estos detalles en el guion y el arte que le han otorgado a Blacksad el reconocimiento en toda la industria, tanto en Europa como en Estados Unidos con premios en los salones del cómic en Barcelona y Paris, así como varias nominaciones y preseas en los premios Eisner. La crítica especializada, no solo en historietas, sino también en literatura, recomienda a Blacksad como una buena manera de adentrarse al cómic europeo moderno, y con los altos números de ventas en Francia, España y la Unión Americana constata que no se equivocan.

Es, sin duda, algo que debemos tener en nuestra biblioteca y para fortuna del público lector mexicano, la editorial Panini tiene contemplado publicar la edición integral de esta obra, donde podremos encontrar las cinco historias publicadas hasta la fecha sobre las aventuras de John Blacksad. Así que fanáticos del género negro y policiaco, así como de los buenos cómics, no dejen de buscar pronto Blacksad, la joya de cómic europeo que debes tener.

Blacksad

Un comentario en “Blacksad, La joya de cómic noir que debes leer…

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

LATEST NEWS
A %d blogueros les gusta esto: